Masaje tántrico - Lingam

Principales beneficios de tomar sesiones de Masajes Tantricos

Los beneficios del masaje tántrico no solo atienden a estimular las necesidades sexuales, sino que también ayuda a obtener una mayor sensación de relajación y a conocer nuestro propio cuerpo.

  • Ayuda en la curación de las disfunciones sexuales tipo eyaculación precoz, impotencia, falta de líbido, etc.
  • Aumento significativo del tiempo de erección.
  • Alivia el estrés y la ansiedad.
  • Mejora el bienestar físico y emocional.
  • Ayuda en la concentración.

Una de las principales virtudes del masaje tántrico es conseguir que se mantenga el equilibrio entre lo físico y lo emocional.

De ahí que se desee desterrar la idea de que este tipo de masaje solo atiende al plano erótico y sexual. Los expertos lo acercan incluso más a una técnica de relajación para aquellas personas que sufran episodios frecuentes de estrés y ansiedad.

Precisamente, el masaje tántrico tiene en la búsqueda del estado de calma uno de sus principales objetivos. Hay quien buscará placer en esta modalidad y, por supuesto, no está reñido con ello. Sin embargo, es una disciplina que va mucho más allá y pretende adentrarse en el plano mental de la persona.

Tanto es así que en cualquier portal de tantra podemos leer que un tanto por ciento muy elevado de las personas que han recibido recientemente un masaje tántrico aseguran haber mejorado ostensiblemente su estado de ánimo. De ahí que sea perfecto para disfrutar de un mayor equilibrio físico y psicológico.

Al mismo tiempo, hay que indicar que el masaje tántrico mejora el proceso de la respiración. Esto se produce porque durante la aplicación del masaje, la respiración es un apartado fundamental. Los ejercicios respiratorios que se llevan a cabo son muy importantes para reducir la ansiedad y los trastornos de estrés.

El masaje tántrico es capaz de limpiar la mente para que solo quede la sensación de disfrute, relajación y placer. El cuerpo se sentirá liviano, limpio y vibrante, aumentando los niveles de endorfina, serotonina y citosina, mientras que la mente experimentará una sensación de claridad y tranquilidad.

Ya por último, es evidente que el masaje tántrico fomenta la relación física y afectiva de la pareja. La aplicación del masaje debe estimular los órganos sexuales (lingam y yoni) para producir el efecto deseado pero, a su vez, para que la persona sea también más consciente de su propio cuerpo.

En definitiva, el masaje tántrico es una disciplina que no solo tiene un componente sexual con el que siempre ha estado asociado. Se trata en realidad de un tipo de masaje que va mucho más allá y que brinda otra serie de beneficios que tienen que ver con el plano físico, emocional y psicológico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba